miércoles, 25 de mayo de 2016

Esa alegre tonada

En mi último post (tiempo ha) os decía que cuando estoy muy-muy cansada, o en uno de esos días que se te pincha una rueda, te dejas el móvil en casa y piensas "Esto es un/a..." bueno, habrá gente que rellenará ese hueco con palabras que se evitan cuidadosamente en este blog. Yo, simplemente, las califico como surrealistas.

Sobre todo teniendo en cuenta que no tengo, ni he tenido jamás, coche.

En fin, que en estas situaciones me da por cantar siempre la misma canción. Lo juro, casi sin darme cuenta empiezo a tararear.... ¿El qué?

A continuación cuatro posibles cancioncillas con su correspondiente teoría sobre porqué tales joyas del arte musical viajan directamente de mi subconsciente a mis cuerdas vocales, y además en momentos tan asín.

a) Soy minerooooo.
La razón por la que lo canto está clara: a ver, si un tío que se jugaba la vida todos los días en una mina de los años cuarenta, cantaba tan felizote "Soy barrenero porque a mí nada me espanta", no sé por qué alguien que lleva esperando un autobús 45 minutos a las tres de la mañana, al lado de unos chavales que están haciendo botellón, no puede mantener el ánimo.

Si queréis desentrañar las razones que hacían cantar a Antonio Molina que quería repetirle al mundo entero "Yo, yo soy minero" con tanta alegría, no os perdáis este vídeo donde se ve que una mina es una fuente inagotable de golpes de humor ingeniosísimos.

Que es lo que tienen las minas, que son una juerga.

b) Chinito de amol.
Ya sabéis (los que tengáis más de 40 años, sobre todo):

Cuando te digo chino-chino-chino del alma,
tú me contestas, chinito de amol

¿Que si ese es el título? Pues según este innenarrable documento gráfico con un Fofito travestido incluido, al parecer el nombre de la canción es "La canción de la chinita y el chinito", que no sé yo qué es peor.

¿Que por qué lo canto?
- Mujer, porque te recuerda a tu infancia y a los payasos de la tele que tanto te gustaban.
- La verdad es que, a pesar de pertenecer a la generación más ad-hoc para ello, nunca fui yo muy fan de los "payasos de la tele" (ni de ningún otro payaso), aunque reconozco que la canción tiene un ritmo de lo más pegadizo.

Así que no puedo dar una buena razón más allá a que quizá sea un recuerdo-homenaje al sufrido y trabajador pueblo chino.

Que lo de trabajador ya lo hemos visto todos, pero lo de sufrido se entiende viendo la actuación de marras, porque llevar aguantado el chiste del chop-suey de gambas más de cuarenta años, ya es tener paciencia.

Mucha más que haciendo un peregrinaje en busca de un cajero perdido en medio de la lluvia, esperando al fontanero durante horas o haciendo o una obra en casa.

Vale, no, lo reconozco, con lo de la obra me he pasado.

c) Campanera

Reconozco que no me sé más, así que entro en bucle en seguida:

Ay campanera, no sé qué,
no sé que eeraaaa

Es horrible, lo confieso, pero ya he dicho que solo me surge en momentos muy extremos.

No sé por qué mi memoria busca precisamente ese semi-recuerdo musical desde los cajones más escondidos de mi subconsiente en momentos de cansancio. A lo mejor es por asociación de la triste vida de los niños-artistas.

¡Criaturitas! Casi tan explotados como irritantes.

Y es que supongo que la han grabado muchos cantantes, pero a mi memoria siempre viene Joselito y su voz nasal y después, un velo negro.

- ¿Te quedas inconsciente? ¡Pues sí que estás al límite cuando te acuerdas!
- No, que me acuerdo de que apago la tele.

Jamás he conseguido ver una película de Joselito entera. Bueno, ni entera ni por cuartos, que en cuánto encuentro el mando, la quito.

Ni siquiera he sido capaz de ver este vídeo completo y eso que dura cuatro minutos.

Aunque os recomiendo encarecidamente que vosotros sí lo … ¿cuál es la palabra? lo disfrutéis, por lo menos el primer minuto en que vemos como un tipo muy avieso (se sabe que está hecho un malandrín porque fuma) critica a un tipo porque "vive de explotar a un chiquillo".

Desde luego... hay que ser retorcido para ver algo malo en la explotación infantil. ¡Con lo bien que crecen después los muchachos y las vidas tan buenas que llevan!

Joselito estaría de acuerdo, fijo.


d) El twist de mi colegio.

Tengo que confesarlo, a eso de los diez-once años, tuve mi etapa Parchís. Vale, ya está, ya me he atrevido, lo he dicho. Por favor, qué liberación al decirlo así, en público, pues sí: ¡Me encantaba!

Tanto que me vi, no una, sino tres-veces-tres "La guerra de los niños". Sí, sí y en el cine. Me gustaba hasta el perro y el amable profesor interpretado por el gran Manuel Alexandre.

Que este hombre sí que era sufrido, y no el pueblo chino; creo que en lugar de estar escuchando los play-backs de Parchís día y noche, pidió bajar a una mina a ser barrenero, que ya nada le espantaba.

Y claro, estuve cantando la cancioncita de marras durante semanas (mi hermana dice que meses), mientras intentaba imitar las coreografías.

Cuando me acuerdo de mi pobre personita bailando en el salón de casa, con el cepillo haciendo de micrófono pienso que aquellos sí que eran buenos tiempos para los niños.

- ¿Por los grupos infantiles como Parchís?
- Nohombreno, porque no había tantas cámaras como ahora y no quedan pruebas gráficas de aquellas ignominiosas tardes de domingo.

Reconozco que no solo me gustaba el grupo, el líder - Tino - fue mi primer amor platónico-preadolescente. Me chiflaba ese flequillo.

¡Qué gustos tenía! No solo creía que el momento cumbre de la música mundial era "El twist de mi colegio", la palabrota más fuerte "jopelines", el chico más guapo del mundo un doceañero saltarín y, lo que es peor, decía "Es que me chifla".

Y creo que esto, en sí mismo es la definición de lo que se llama estar en una edad difícil.

Vale, ahora reniego, pero se ve que algo me debió quedar en el fondo de mi memoria de hortera confesa que resurge cuando tengo la guardia baja y la verdad, decidme que no es pegadizo: Profesores y estudiantes
con el twist de mi colegio
….


¿Y vosotros? ¿Tenéis alguna canción que os asalta en momentos rarunos porque os gustaba mucho, porque nada, o sin que sepáis por qué?

¿Alguien quiere salir del armario musical y confesar que tenía todos los discos de Los Pecos, o que se sabía todos los pasos de los bailes de Regaliz o, aún peor, que deseaba fervientemente formar parte del grupo de niños que acompañó a Betty Misiego a Eurovisión?

E insisto: En los comentarios se puede elegir cuál es la opción verdadera y el ganador... en fin, me da vergüenza que escogerá tema para una entrada futura cuando aún tengo dos temas pendientes (no, no me he olvidado), así que si lo prefiere, el ganador o ganadora podrá proponer un escritor para una futura entrada de "Este es un escritor que va a comprar el pan".


Y si hay un empate, ganará el que me diga cuántas veces se le cae el sombrero a Miliki.

20 comentarios:

Holden dijo...

Joder, yo voy a votar por 'Chinito de amol' aunque sea sólo por la gracia que me hace pensar en una persona de treintaytantos en la parada de autobús tarareando esta... esto... ese... temazo. Sí. Ese temazo. Debí contar las veces que se le cae el sombrero, ¡maldición! Debía leer el post antes de ponerme a ver los vídeos xD

Víctor L. Briones Antón dijo...

Voto por parchís.
Y sí, en situaciones de defensa por los suelos hay muchas canciones que me suben a esta boquita de piñón. Desde luego, varias de Rafaela Carrá, con preferencia por esa de venir al sur para fornicar; también y no me preguntes porque no lo sé suele acudir Santa Lucía de Miguel Ríos y la de Juan Antonio Cortés de La Frontera.

Isa dijo...

Yo apuesto por "soy minero", a mi me pega más. De mi época infantil casi no me acuerdo, pero he visto muchas películas de Marisol, Parchís no me "chiflaba" tanto. Pero también tengo pasado juvenil del que arrepentirme, me gustaban las Amistades Peligrosas y Many Manuel.

Uno dijo...

Soy minero, sin duda. Es la mas liberadora. Yo soy mas de Mi Jaca que es muy del estilo. A veces la canto hasta con caracolillo en la frente que es también mano de santo para el stress.
Has sido muy valiente mostrándote al mundo sin tapujos.
Un abrazo

Doctora dijo...

Voy a decir campanera porque aún no está cogida, pero espero que sea la canción de parchís.
Me extraña que el niño de blanco no triunfase luego en solitario, cómo lo vivía. No como la de verde, que ha faltado a todos los ensayos.

Yo cuando me enfado o me frustro no canto, pero cuando estoy fregando los platos sí. Y suelo interpretar el hombre del piano de ana belén :)

Pilar V dijo...

Soy minero a pleno pulmón, sin duda, nada relaja tanto como la copla.

Cuando yo entro en bucle lo de menos es la canción, es que no puedo parar...

Un beso

exseminarista ye-ye dijo...

Yo soy más de blasfemar pero mucho, pero oiga, tiene que haber gente pa' todo. En tu caso, apostaré por el tema de Parchís, el único que no conozco y eso que venimos a ser de la misma quinta.

Y a Miliki se le cae el sombrero, no sé, 7 veces, un número triangular.

¡Salud y saludos!

loquemeahorro dijo...

Holden: En primer lugar gracias por lo de treintaytantos, pero como la tarareo (o no) hace años...

Las veces que se le cae el sombrero a Miliki tiende a infinito, eso está claro.

O como decía una chica a la que conocí hace años, para horror de su profesor de matemáticas: "Esa tontería del ocho tumbado"



Víctor L. Briones:

Haces bien, porque Parchís molaba un montón (o quizá no, ya se verá).

Oye, Rafaella Carrá, qué buena para momentos así, y cómo se pega, la muy maldita.
Sin amanteeeees, quién se puede consolar

Y decía así "amantes" en plural, la tía.

La de "Santa Lucía" vendría bien a mi lista, porque es difícil ver su origen (ejem).


Isa: Realmente es la que tiene más sentido, porque peor que en una mina no se me ocurre que se pueda estar en ninguna parte, sobre todo si tienes un compañero que en vez de picar piedra hace el moñas con una vagoneta, y encima te canta al oído con ese sonido que no escuchan más que los perros.

A Amistades Peligrosas los había hasta olvidado hasta que vi hace poco un Cachitos y me vinieron a la mente. Ahora de vez en cuando me acuerdo de lo de "Estoy por ti" y mardigo mi e'tampa!


Uno: Sí, Mi Jaca también la podría cantar, y oye, lo del caracolillo no se me había ocurrido pero si a Estrellita Castro le sirvió para conquistar Europa... (¿la estoy confundiendo con Imperio Argentina??)

Sí, he sido valiente! Me he mostrado sin tapujos, y con un cepillo-micrófono!!


Doctora: ¡¡Bella mía!! ¿Cómo estás?? Y las súper nenas???
Te juro que en la segunda parte del post, las soluciones, iba a hablar del brío con el que bailaba la del pelo corto.

Ah, qué curioso, yo vacío siempre el lavaplatos oyendo "Summertime" de Janis Joplin. No hay vez que esté guardando los cubiertos y no piense "Qué entrega! Qué muchacha!!"


Pilar V: Es cierto, la copla tiene algo de liberador.

Y sí, a mí también me pasa, además se me pega absolutamente todo (lo que me suena) y no puedo parar!!


ExSeminarista ye-ye: ¿¿No conocías El twist de mi colegio? ¡Afortunado mortal!

Bueno, si a mí me chiflaba, pero ahora puedo decirlo!

Siete veces, o siete veces siete, no lo dudes.

Besos saludables!

Mona Jacinta dijo...

Me uno al equipo copla y voto por Soy minero. Quizás deberíamos montar un tablao o algo. A mi también me parece muy liberadora "Como una ola", aunque es más para noche de borrachera desinhibida que para día en que tienes al mundo en contra.

Estibaliz Burgaleta dijo...

Yo tengo algo peor que canciones que me asalten y me ocupen el cerebro: compañeros de trabajo que cantan esas canciones. El greatest hits de mis amados (o no tanto) compañeros es éste:
1. "La gozadera", también conocida como "Miami me lo confirmó".
2. "Hello" de Adele.
3. "El tigeraso", más conocida como "el tiguere" o "tengo fly, tengo body, tengo una sabrosura".
Además, y como están enganchados a "Juego de tronos", llevan toda la semana dando el peñazo con el momento "hold the door".
Qué feliz era yo cuando trabajaba en casa.

loquemeahorro dijo...

Mona Jacinta: Aunque no es "la canción" a mí, Como una ola, me-se viene a las mientes de vez en cuando.

Miedo me da averiguar por qué.

Estíbaliz: Al leer tu comentario, la principio me ha dado pena darme cuenta de que no me sonara nada que no fuera Adele; pero en cuantito he leído "gosaera" he empezado a dar gracias al cielo.

Ánimo!

Ángeles dijo...

Yo voto por la Campanera ésa. No sé, es que a mí me parece que las canciones que más se vienen a la cabeza en momentos tontos son esas de las que no sabemos más que una frase o media. Será que el repetir una y otra vez un soniquete sin salir de un sitio es como una especie de arrullo relajante que nos proporcionamos para combatir el estrés.

Yo creo que no tengo ninguna canción recurrente, sino que según la época me da por una. Ahora estoy en la etapa "Transparente", una canción del gran Conde, y me paso el día tarareando el estribillo, que es muy alegre y salao.

Pero para salá, tú misma. Gracias por las risas, como siempre.

loquemeahorro dijo...

Ángeles: Es que Joselito tenía mucho tirón y más aún, Campanera (ya estoy otra vez con ella en la cabeza).

Muy buena explicación, probablemente sea eso lo que nos lleva a repetir un estribillo más allá de lo aconsejable.

Reconozco que ignoro por completo cuál es la canción "Transaparente" y el gran Conde. Yo conocía al Duque Blanco, pero para mí que este va por otros derroteros...

Gracias a ti. No, no, a ti. Tú más, tú más!

Jane Jubilada dijo...

Yo no sé tú, Loque, pero yo me hubiera inclinado por "Campanera", que aunque no te la sepas, es una canción desgarradora y con alma. Además, que a mí ese final de "eres la mejor de las mujeres, porque te hizo Diooooos ¡su campanera!", es que me hace saltar lágrimas de la emoción. Cuando estés pasando un mal momento, no hay nada como cantar algo así a grito pelado.
Y yo no tuve a un Parchís, pero Manolo y Ramón, El Dúo Dinámico con sus chalecos rojos me tenía enamorada (sobre todo Ramón, que era el alto y guapo). Menos mal que fue un amor pasajero...

miquel zueras dijo...

Yo tengo una canción: "Sugar, Sugar" de los Archies y es que mira que llega a ser pegadiza, la jodía. "Sugar, Oh Honey, Honey..."
Confieso que una vez me compré un disco de Boney-M. Yo que entonces era tan de Pink Floyd y Genesis... un día raro lo tiene cualquiera.
Saludos!
Borgo.

loquemeahorro dijo...

Jane Jubilada: Creo que nunca la he oído entera, pero debe ganar mucho, ciertamente.
Menos mal que lo tuyo con el del Dúo Dinámico no fructificó que ese hombre tuvo luego mucho trato con el innombrable. Julio Iglesias, digo. Y eso... eso no se lo recomiendo a nadie.

Miquel Zueras: Pues a mí (you are my candy giiiirl) esa canción me parece nada (honey-honey), pegadiza qué conste (so sweet, oh,oh,oh).

JuanRa Diablo dijo...

Para empezar, mucho gusto en saludarte de nuevo, Loque. Veo que no has cambiado nada, y ese me gusta.
Después, a Miliki se le cae el sombrero cuatro veces (por si me sirve de algo)
Y el tema que te viene a la cabeza es Soy minero. Iba a decir el twist de Parchis, pero algo me dice que ese tema no te viene a la cabeza en momentos malos.

¡Saludos!

PD. Haber sido niño en el coro de Betty Misiego... (ahhh/suspiro)

loquemeahorro dijo...

JuanRa Diablo Lo mismo digo, últimamente tengo poco tiempo para el mundo bloguero, pero se hace lo que se puede.

Soy minero resulta muy liberador, cierto es, y ser niño acompañante en Eurovisión, de lo más chulo (yo entonces no daba para términos más contundentes). Pobres ¿te acuerdas? creo que los sentaron en el suelo y todo.

Gallo dijo...

Huy hace tiempo que no te visitaba y mira con qué regreso. Con cancioncitas de antaño. Pues conozco la de Parchis sin duda y creo que despues de la libelula roja en el pelo, lo de ser ficha roja o verde como que te va. Voto por parchís.

Yo la única canción que confieso me asalta de repente es la espantosa de Lucerito auella de: "Viernes, gracias a Dios es viernes..."

loquemeahorro dijo...

Gallo Cómo me alegra verte por estos lares. Guardo tu voto por Parchís-chís-chís y es el último porque ¡¡por fin!! estoy a punto de resolver esta (terrible) intriga.

Aprovecho para dar gracias por no conocer la canción de marras de la tal Lucerito, porque de conocerla seguro que ahora mismo estaría tarareándola sin remedio.
Besos!!