viernes, 14 de agosto de 2009

Galletas

Cuando yo era pequeña, como dicen los hijos de Ale "en el siglo pasado", España era un país muy diferente, tanto, que solo existían cuatro tipos de galletas. Para ser exactos estaban:

- Las María Fontaneda, que las tomaba todo el universo infantil, quizá porque se deshacían estupendamente en el leche

- Las Campurrianas de Cuétara, que como las perrunillas, estaban hechas de argamasa, y que cuando conseguías deshacerlas (con mucha paciencia) te dejaban el cola-cao terroso.
Yo cuando alguién dice que ha tenido "arenilla" en el riñón, siempre me viene a la cabeza las campurrianas.

- Las Artinata de Artiach, que yo pensaba que eran el culmen del refinamiento en el mundo galletil.

- Las Chiquilín (me comía un paquete entero, ahora mismo)

Con ese nivelazo, se entiende que cuando llegaron "los surtidos", pensaran que las galletas con chocolate, merecían estar envueltas en un papel brillante porque eran súper extraordinarias.

El día que probé una galleta danesa, de esas de mantequilla, pensé que las hacía un ángel con sus manitas, por lo menos, y claro, las habían tenido que proteger muy bien, en su lata metálica.

Porque ya se sabe: a mayor valor, mejor envoltorio.

Y viceversa, que hay galletas que cuesta diferenciar si te estás comiendo la galleta, o el paquete de cartón.

Vale, a lo mejor había algo más, pero en general, no había variedad de nada, no se conocía nada exótico, siguiendo con el tema de la comida:

El vinagre por ejemplo, era vinagre sin más, ni de manzana, ni de Módena, ni de leches.

Si hubiéras preguntado en una tienda ¿de qué tienen el vinagre? Además de otras cosas bonitas, te hubieran respondido

- Tenemos vinagre de vinagre

Así era todo: Vinagre de vinagre, galletas-maría, Coca Cola - normal, trina de naranjus (esto no es mío, lo reconozco).

Lo que sí teníamos era cuartos de baño (por decir algo) que entrabas y tenían un agujero en el suelo, con una rejilla encima, y si no querías usarlo es que eras una cursi y una remilgada.

De mayor me dijeron que se llamaban letrinas, como en la mili. O sea, que en lenguaje militar "agujero en el suelo" se dice "letrina".


Hace muchos años que no veo uno, así que creedme, el país ha mejorado.

Si se me presentara Terminator (2ª parte) o algún otro emisario del futuro y me dijera "el ser humano está a punto de autodestruirse, solo se puede salvar, si se vuelve a las letrinas, está en tu mano cambiarlo".

Pues mira, poniendo en una balanza la supervivencia de la raza humana y la existencia de letrinas... no tengo dudas, que se vaya a freir monas la humanidad.

¿Y los restaurantes? Pues un restaurante exótico, en los 70, era un italiano, o un chino a lo sumo.

Si entonces alguién me hubiera dicho que íbamos a encontrar restaurantes de fusión peruana-nórdica, con tortillas deconstruídas, me hubiera creído más la chorrada de las letrinas, la verdad.

Y es que las previsiones de futuro de aquella época, demostraron no dar una.


Entonces se oía hablar mucho del año 2000, en el que habría coches voladores (eso molaría), tendríamos robots, y por algún extraño motivo vestiríamos todos igual: con un mono de tela brillante acrílica.

Nunca sabremos por qué, el futuro siempre se presentaba en plan uniforme, todo el mundo iría vestido igual... igualmente hortera, se entiende.

Por qué el progreso nos iba a traer fibras sintéticas plateadas y ajustadas, es algo que siempre me ha intrigado, quizá hubiera habido una gran catástrofe nuclear en la que murieran todos los diseñadores, y el único que sobreviviera, fuera un hortera de bolera.

Lo de los coches, claramente no ha sucedido, lo de los robots... pues hombre, si quitas la Thermomix, parece que no se han incorporado a la vida cotidiana.

Por mucho que, de vez en cuando, en un Telediario de verano, o en las páginas centrales del Hola, se vea a una especie de muñeca gigante, con rasgos orientales, súper grimosa, y con la mirada extraviada. A su lado suele aparecer una chica vestida y peinada igual y dicen:

"Parece de verdad, pero es la robot Yukiko ¿pueden diferenciarla de la chica verdadera?

¡¡¡SÍIII!! puedo perfectamente, la chica real es la que no me da una dentera horrorosa!!

También a veces dicen que la robótica ha hecho un gran avance, porque hay un robot que sube y baja escaleras... Francamente, cuando oía hablar de robots en mi infancia, no me imaginaba que era una máquina complejísima, que no podía salir a la calle si se te estropeaba el ascensor.

También decían que íbamos a hacer un montón de viajes interplanetarios.

Bueno, ahora hay "turistas espaciales", el primero fue el difunto presidente de Yugoslavia, como sabréis y eso que llevaba como dos décadas muerto, lo que no deja de tener su mérito. Pero no diría que la gente en general, viaje mucho por el espacio.

Quizá ocurra algún día, en todo caso, antes de que se pueda ir en tren de Soria a Burgos (si queréis reiros, entrad en la página de Renfe y ved qué ruta propone)

Bueno, pues volviendo al pasado, diré que aunque había estas previsiones, tan poquito acertadas, nadie dijo que en España habría un cocinero famosísimo, que saldría en todos los telediarios y que haría tortillas deconstruídas y espuma de naranja.

Tortillas deconstruídas... si no conocíamos ni los kit-kat. Por eso la gente descansaba mucho menos y se pasaban la vida "levantando España".

En eso también ha cambiado mucho el país, porque esa frase ya solo se oye en broma (o ni en broma, vamos), pero entonces se decía muy en serio.

- Hay que levantar España

Nota a los más jóvenes: España, antes estaba varios metros por debajo del nivel del mar, costó muchísimo sacarla de ahí, como lo de los polders o algo así.

Pero como "en este país todo el mundo va a lo suyo", pues cada uno tiró de un lado, a su aire, y quedaron montañas y valles, todo nos quedó arrugadísimo.

- Una cosa es la libertad, y otra el libertinaje

Mi frase favorita de todos los tiempos ¿quién la diría? A mí me ha hecho pasar muchos ratos divertidos, así que me gustaría agradecérselo. Creo que significaba exactamente "en esta casa se hace lo que yo digo y la libertad, para las palomas".

Bueno, pues que no había de nada, menos tópicos que había un montón. Eso y programas de variedades, y marcos incomparables, y ventrílocuos

¿Qué habrá sido de los ventrílocuos? ¿Murieron todos?

Aaaaaaaaay, ¿Véis cómo el país ha mejorado mucho?

37 comentarios:

loquemeahorro dijo...

NOTA: Por fin, después de un año y pico, me he decidido a clasificar las entradas (casi todas), con etiquetas, con temas tan tontuelos como el resto del blog, ahora se ven a un ladito, en la parte superior.
Y también he mejorado un poco el índice de entradas antiguas, o eso me creo yo.
Por cierto, había entradas que no me acordaban ni de qué iban!

Isi dijo...

jaja Loque. ¿cómo se te ocurre mezclar en el mismo post las galletas con las letrinas?? ¿tienes algo raro en la cabeza??

jaja, pues sí que es verdad que cuando eras pequeña, fue en el sigo pasado (yo también, si te sirve de consuelo).
Lo de la tortilla esa... ¿es como la de lillu? porque ni idea de deconstruir tortillas o como se diga.
Ayyy las galletas esas de mantequilla............... ummmmm
Lo de levantar España, mira qué mal ha quedado! oye tengo que mirar lo de renfe de soria a burgos, a ver qué pasa.

Ya he visto tu etiqueta "nostalgia" de esta entrada y he pensado "pues ahora me doy cuenta de que había etiquetas, mira que estoy empanada ;)))

loquemeahorro dijo...

Hola Isi, y gracias por comentar tan rápidamente, te convalida por primera, que lo sepas.

La verdad es que mis procesos mentales me sorprenden hasta a mí misma, de vez en cuando.

Reconozco que esto empecé a escribirlo, en plan "escritura automática", cuando pensé que solo lo ibáis a leer tú y "los guisantes"...

España nos quedó un poco raro, lo reconzco...

Anda, que mira no darte cuenta que había etiquetas, hay que ver eh! :-)

loquemeahorro dijo...

Perdón, perdón, quería decir "endevé".

Y por cierto, esta es la documentación de la tortilla deconstruída, que la de Lillu está construída y muy bien construída, por cierto.

http://www.mundorecetas.com/recetas-de-cocina/recetas-postt123823.html

Alice Silver dijo...

Hola loqueahorro! Ya estoy de vuelta de vacaciones de trabajo aunque todavía sigo de vacaciones blogueras.
Como siempre me ha encantado tu entrada, tratas tantos temas que hubieran servido para 3 o 4.
Algunas cosas más que no existían cuando yo era pequeña: los kiwis, los kleenex y el papel de aluminio... hablando de eso mi madre debió de ser la última en adoptarlo, yo era la única niña que llevaba los bocadillos al colegio envueltos en papel de periódico.
Me ha encantado lo de la Thermomix.
Pues nada, que sepas también que ya te voté en los premios de 20 minutos.

loquemeahorro dijo...

Alice! Me alegro mucho de verte por aquí!! Viste mi comentario de mi "encuentro anual" con Montalbano? :-)

Muchas gracias por votarme! Qué amable! Yo no pude votarte, porque en Cultura tenía demasiados novios, y fue horrible, tipo "La Decisión de Sophie" (quizá exagero un poquillo).
Si alguién se hubiera apuntado en "blog erótico" hubiéra sido más fácil, hombre!

Pues sí, no había kiwis, ni papayas, ni limas, ni... aunque yo el papel "de plata" sí lo conocía, y me pasaba el tiempo muerto alisando el arrugado (quién sabe por qué)

Isi dijo...

Por qué el otro día se nos olvidó hablar de las chiquilín??

La prima de Audrey dijo...

Cómo se nota que somos de la misma quinta o generación (por si alguien no entiende lo de "quinta") Lo entiendo todo perfectamente. En mi casa las galletas eran "Mayuca" , unas tostadas rectangulares porque eran más baratas que las María,
¿Te acuerdas de las Príncipe d Beckelare? Eso era un lujo para los tiempos. A mí me las ponían sólo cuando íbamos de excursión con la escuela y eso hacía que el día fuese aún más especial.
Respecto a lo de las previsiones de futuro en algo sí que acertaron: todos de uniforme Zara.

Alice Silver dijo...

Si lo vi, pero se me pasó contestar, acabo de hacerlo. Entiendo perfectamente tu decisión de Sophie, de todas maneras yo tampoco me hubiera votado a mi misma como blog cultural...
Otro uso del papel de plata era hacer pelotas para jugar al beisbol, como no teníamos bate le dabamos con la mano, no veas lo que dolía.

loquemeahorro dijo...

Isi, lo de las Chiquilín fue un olvido imperdonable, por eso he tenido que resarcirlas!

La Prima de Audrey: tienes razón! las Príncipe de B. eran como para las fiestas, o algo así. Yo sigo pensando que son algo especial, y las como muy de vez en cuando, claro... que ahora por otros motivos, más colesterolicios.

Alice Silver, bueno, bueno... no te quites méritos.
Sí! en mi colegia también jugábamos al beisbol con la bola de papel albal (cuántas horas de diversión tenía ese envoltorio, oye), a veces con la mano y a veces con un trozo de madera atillado, salido de no sé sabe dónde, que aquello parecía "Callejeros".

Homo libris dijo...

Con lo de Renfe me he quedado muerto, de veras. He buscado la ruta tal y como dices, y es sencillamente alucinante. Casi tanto como la de Google Maps cuando enlazaba Europa y América por carretera :D

Genial la organización de las entradas y, por supuestísimo, esta última. Lo de levantar España del fondo del mar me ha encantado, sencillamente :D

Ah, y yo también soy del siglo pasado... casi, casi, de cuando los dinosaurios aún hollaban con sus patazas los campos de líquenes y helechos...

Saludotes

loquemeahorro dijo...

Homo Libris, muchas gracias, de verdad que sois todos muy amables.
Pues si eres de mi quinta, o mayor, te acordarás de cuando levantamos España, no? ¿Qué tal quedó tu parte?
Lo de Soria-Burgos... en fin... que la red ferroviaria deja un poquito que desar, me temo.

maribel dijo...

.....por sí creían que no iba a cumplir, aquí estoy y muy atenta a sus conversaciones, ¿cómo que no habían hablado de las chiquilin?, de mis notas de la otra entrada : estoy pensando cómo incluir una entrada con las galletas Chiquilín ,

y por sí no lo han leído ahí les dejo con las conclusiones de la investigación: lean, lean la anterior entrada y sus comentarios y encontrarán al asesino, ¿ o debería decir asesina? jejeje

Lo de las etiquetas, me ha ayudado mucho no crea señora, he tardado sólo por la vuelta entre Burgos y Soria que ud. me ha hecho dar...., le sigo la pista de cerca. ;-)

loquemeahorro dijo...

Maribel, no... si ya decía que no me acuerdo ni de lo que escribo!!
Espero que cuando vuelvas de Burgos, veas alguna entrada antigua... Isi se ha leído "Vivir en una película", a lo mejor sacas más datos para tu investigación...

Ismael Cruceta dijo...

woola!!!
yo también soy del siglo pasado, que mal suena, jajaja!!!

me ha encantado lo de las galletas en el riñón, jajaja, todavía me estoy meando de risa!! jajaja!!

estodevivir dijo...

Pues déjame ilustrarte, en CUba, había galletas de sal, galletas de soda, masarreal, que se deshacía y otra cosa llamada queque o keke, que tenia la potestad, junto al gofio, otro invento maldito, de quedarse pegado en el cielo de la boca, propiedad que luego heredaron unas croquetas.. en fin.. qué desgraciados recuerdos culinarios...

loquemeahorro dijo...

Bueno Ismael, pues si te meas, mucho mejor porque estaremos evitando que tengas campurrianas en el riñón :-)

Ana, por favor!! apelo a tu nombre de pila para decirte que escribí lo de las letrinas pensando en que te iba a encantar. Dime que te ha gustado, por favor!!!

A que tú tomarías la misma decisión que yo?

pd. El gofio canario sí que lo he probado y la verdad es que... ejem-ejem...

Doctora dijo...

Tiene gracia,el otro dia miré casualmente la etiqueta de un bote de vinagre que había en casa y resulta que era de manzana.Yo no sabía ni que existía,pero según mi madre llevo mucho tiempo consumiéndolo en la ignorancia.
Cuando yo era pequeña pensaba que a estas alturas ya iriamos conduciendo por el aire como en "Regreso al futuro II",pero lo que más ha evolucionado ha sido la telefonía y los tangas,que están por todas partes ;)

R. dijo...

Me has dejado intrigado con aquello de restaurantes de fusión peruana-nórdica... Que si ya no existen, capaz lo iventan.

Con mis primeras lecturas de Verne, más o menos a fines de los ochenta (cof cof cof!), despegaba los ojos de la lectura y me imaginaba un nuevo milenio donde mínimo podías teletransportarte. La verdad es que ignoraba que la gente ya podía hacerlo, incluso desdoblarse, gracias a la ayahuasca, el peyote y otras sustancias similares... (Es lo que me han contado.)

Después de leer tu post, y algunos comentarios, voy a ver a mis padres de otra manera (más benevolente, sin duda). :DDD

R.

P.D. Peruana-nórdica... Cómo no se me había ocurrido antes!

estodevivir dijo...

Pues claro que sí, ya sabes que tengo una íntima comunión con el tema letrinal y cacal, en general, tomaría la misma decisión que tú, desde luego, que se destruya el mundo, pero nada de letrinas, total, si se destruye el mundo, podemos hacerlo en cualquier lugar al aire libre....que siempre será mejor que las letrinas..tengo que contarte la vez en Mongolia que vi como se congelaba la orina, pipi, pis y como quieran llamarlo, mientras caía.. que frío por Dios, menos mal que no tenía otras intenciones, que no quiero ver lo que hubiera pasado.. con éste enriquecedor y culto comentario,parte de un tratado que futuramente escribiré sobre éste tema tan importante... me despido.

Lillu dijo...

Ays, no me da tiempo a leer todos los comentarios ahora, pero gracias por defender mi tortilla :D

Reivindico de nuevo las campurrianas, pero sin mojar, ojo, que pa mojar ya estaban las María Fontaneda de siempre. Las campurrianas y los churruscos así, a palo seco para luego andar dos horas quitándote los restos pastosos de las muelas XDD

Y como el post va derivando, la frase de la libertad y el libertinaje creo que tuvieron que decirla el 95% de los padres de nuestra época. Al menos el mío, sí XD

saluditos

enriquismos dijo...

Durante mi infancia había las mismas galletas que mencionas, pero gracias a un viaje a Dinamarca (con 8 años) conocí la lata de galletas de mantequilla.

En mi adolescencia aparecieron las Yayitas de miel que, aprovechando la edad de hambre, me comía el paquete entero...

En cuanto a las letrinas no estoy nada de acuerdo en que hayan desaparecido. Aparte de las de las cárceles y calabozos (que por ahora, o por poco, no conozco), y se les atribuyen motivos de seguridad, existen en multitud de bares de pueblo de la geografía nacional. Al menos este año he usado dos, una en Andalucía y otra en Cataluña, para que nadie piense que hay tanta polarización.

En cuanto a los trazados de ferrocarril, son un misterio, quizá por que no existe un concepto práctico en el ferrocarril y queda para los románticos, ¿qué trazado propone RENFE de Jaén a Málaga?

No me enrollo más.

SALUD

estodevivir dijo...

Y en cuanto a el vinagre , aceite, etc, en Cuba, menos en las tiendas de dolares que a veces hay dos tipos, en todas las otras es eso: aceite, vinagre, jabón....

Eva dijo...

Pásate por mi blog preciosa para recoger algo que hay para tí.
Un besote.

milibreria dijo...

Fíjate si el envoltorio es importante, que las galletas de dieta no tienen sal, ni azúcar, ni colorantes artificiales, ni carbohidratos, ni proteínas, ni nada de nada... entonces... ¿qué c... te están cobrando? ¡el envoltorio! ¿será?

Esto hay que pensarlo...
AD.

loquemeahorro dijo...

Doctora, gracias por comentar y bienvenida. Pues sí, en lo de los coches no dieron una, pero es verdad ¡los tangas dominan la tierra!

R. Sí, es verdad, hay gente que tiene "viajes" muy raros, pero yo también me imaginaba otra cosa...
Ah, sí! en Madrid creo que hay un restaurante (carísimo) que hace esas "fusiones"

EstoDeVivir, sabía que el tema te había impactado. Lo de Mongolia me ha dejado fatal, por eso viajo yo poco, por si acaso :-)
Me gustaría poder decir algo simpático sobre lo del jabón, aceite, etc.. en Cuba, pero no me hace demasiado gracia el tema, es demasiado triste.

Lillu, sí, la frasecita de marras se oía mucho, hace ya unos añitos, me alegro que se haya desterrado de nuestro vocabulario.

Enriquismos, la última letrina que yo vi, la vi en Pisa! en un restaurante de menú muy normalito.
Pero conseguiremos acabar con ellas ¡ese sí que es el objetivo del milenio!!

Ah! Jaén-Málaga, me ha dicho Renfe que me vaya a pastar al campo

Eva, uy!!! muchas gracias, ahora voy a buscarlo (qué ilu)

MiLibrería, si te fijas Ade, hasta el envoltorio de las galletas de régimen es soso, que no hay dibujitos de dinosaurios, ni nada...
Esto también es para meditarlo...

La Belle Dame Sans Merci dijo...

¡Qué entrada más grande! Se me ha escapado hasta alguna lagrimilla de la risa. ¡Especialmente con lo de las campurrianas en el riñón! XD Y efectivamente, las príncipe eran un lujazo, lujazo. Muy rara vez las ví en casa. Como los refrescos. ¡Nunca hubo refrescos en el frigorífico de mi infancia! Excepto en las fiestas de cumpleaños, claro. Con esas botellas de plástico con el culo negro, ¿os acordáis? ¿Y por qué todos acabábamos haciendo la tontería de mojar los ganchitos en la coca-cola o la naranjada para ver cómo sabían? XDDDD
¡Un saludo!

loquemeahorro dijo...

Gracias! Pues sí, cuando yo era pequeña las coca-colas y demás estaban reservadas a eventos especiales, como visitas y cumpleaños.
Oye, los ganchitos mojados en refresco, lo había olvidado, y sí! lo hice como todo el mundo!! Son esos grandes experimentos que hicimos todos los españoles de una generación y que seguro que le dieron ideas a Ferrán Adriá!!

Alice Silver dijo...

Belle Dame, en mi casa tampoco había refrescos... pero en las de mis amigas si. Estoy empezando a pensar que los que escribimos en los blogs tenemos algunos traumas infantiles de los que nos estamos vengando.
Loqueahorro, me afean varios amigos que no mencionemos las galletas Rio, esas que tenían un agujero y te las ponías en un dedo y te las ibas comiendo dando vueltas. A ver si se van a creer los de Oreo que se han inventado ellos las maneras absurdas de comer galletas.

loquemeahorro dijo...

¡qué bueno lo de "la forma absurda de comer galletas".

Algo debían tener en mi casa, en contra de las galletas Río, que yo solo las veía en casa de algún amigo y me parecían rarísimas, como exótico-cutres, o algo así

Isi dijo...

ayyy las oreo! este finde vi la película "Rounders" (es de hace ya) y John Malcovich se pasa toda la peli comiendo oreos, y yo muerta de hambre y pensando en este post y sus coments!!

Sabéis que mis primas y yo una vez hicimos una tarta de galletas y nocilla?? llevaba algo más, pero yo me quedé con esos dos ingredientes. Se ponían de canto y hacías un círculo con ellas (tipo rosquilla gigante): no se caían por la nocilla, y luego cortabas la tarta en diagonal para que quedaran rayas de galleta-nocilla-galleta-nocilla.
Creo que el otro ingrediente era leche condensada :))))))

loquemeahorro dijo...

Ah, Isi, me has recordado la famosa tarta de galletas y cola-cao (con nata), que hacíamos mi hermana y yo!!
Y ahora tengo que comprarme bañadores de lycra fuerte, pues menos mal que no le ponía nocilla, que si no ¡cómo tendría que ser la lycra!

maribel dijo...

Ummm, tarta de galleta, ¿pero dónde están las recetas?, ya no me acuerdo de como las hacíamos, pero estaban buenísimas.
Este blog ha sido denunciado por un grupo de mujeres preocupadas por su físico, en época estival, al comprobar que promueven todo tipo de comida calórica, cuatro desayunos, y cada vez más ganas de volver a las galletas de la infancia, un abuso!!

loquemeahorro dijo...

Para que no me vuelvan a denunciar, no te diré dónde está la receta de la tarta de galletas.

Vale, es que no me acuerdo muy bien cómo era, y además no tengo la receta ¡ni quiero! Que conseguí desengancharme del cola-cao, con muchos problemas!!

Lo estoy dejando!

loquemeahorro dijo...

Vale, para acabar con este sufrimiento galletil, cuelgo una nueva entrada, que aunque me esté mal el decirlo, me ha quedado muy cuca.

isabel dijo...

Buenísimo¡¡¡¡¡yo soy de época...digamos más antigua, dejemoslo en que soy de época, todavía no se habían creado las príncipe, chiquilin, filipinos en fin ninguno de esos manjares se habían decubierto; no recuerdo haber comido ninguna marca de galletas en concreto, pero mi madre siempre compraba lo más barato, soy hija de "maestro escuela" y eso ya en edad adulta me dado mucho que pensar en la injusticia de nuestro paso por la vida, cuando era pequeña no podía comer jamón, ni galletas, las cerezas solo cuando estaban un poco pasadas porque eran más baratas etc, etc... y ahora que podría permitirme esos pequeños lujos y algunos otros...tampoco puedo, el colesterol, el azucar, los triglicéridos, bueno yo no conozco a ninguno de esos, pero ellos a mí si y el mecánico que me hace las revisiones y me controla el motor, el chasis y la carrocería, como vehículo antiguo que soy lo tengo prohibido. Las letrinas....como las recuerdo. Gracias por traerme tantos y tanto recuerdos.

loquemeahorro dijo...

Isabel, gran-gran-gran verdad la que dices, cuando éramos pequeñas no comíamos cosas por los más variados motivos,
como que no existieran, o que se consideraran grandes lujos, y ahora por ese duo maligno: el colesterol y los triglicéridos,
o por la celulitis y las lorzas, o por cualquier otro contubernio que nos impide ser felices!!